Lo que Creemos

¡Nosotros creemos que TODO EMPIEZA CON DIOS!
El es Eterno, Perfecto, Creador Personal, El Gran Yo Soy, Sustentador, Gobernante del universo. El es el Dios amor y paz. El es el único y verdadero Dios. El es uno en su esencia pero se presenta a Sí mismo como Padre, Hijo y Espíritu Santo. (Génesis 1:1, 26; Éxodo 3:14; Deuteronomio 6:4; Salmos 19:1)

¡Nosotros creemos que JESUCRISTO ES EL HIJO DE DIOS!

El fue crucificado en la cruz por nuestros pecados, resucitó de la muerte, ascendió al cielo y se encuentra a la diestra de Dios Padre. Su vida, enseñanzas, muerte y resurrección ofrecen la verdadera y única esperanza para todas las personas. (Juan 1:14; 3:16; 14:6; Hechos 4:7; Romanos 5:6-8; 1 Corintios 15:20-21)

¡Nosotros creemos que el ESPIRITU SANTO ES EL ESPITU DE DIOS!

El convence a las personas que están en pecado y los trae a Jesús. El mora en la vida de cada creyente. El nos guía hacia la verdad y nos sella por la eternidad. El pone a cada seguidor de Jesús para ser usado en las manos de Dios para el servicio de la obra de Dios. El fortalece a los hijos de Dios a enfrentar esta vida con valor. (Juan 14:5-15; 1 Corintios 6:19-20; 12:1-11; Efesios 1:13-14)

¡Nosotros creemos que la BIBLIA ES LA PALABRA DE DIOS!
Los autores humanos de la Biblia fueron inspirados únicamente por el Espíritu de Dios. Su guía les permitió a ellos escribir Su verdad. La Biblia tiene autoridad en la vida de cada creyente y provee el consejo de Dios para cada día de la vida. (Salmos 119:89; Isaias 40:8; 2 Timoteo 3:15-17; 2 Pedro 1:19-21)

¡Nosotros creemos que la SALVACION ES UN REGALO DE DIOS DE VIDA ETERNA!

Todos los seres humanos son creados a la imagen de Dios. Sin embargo, cada persona es pecadora y está separada de Dios a consecuencia del pecado porque Dios es Santo. Únicamente aceptando a Jesucristo como su único y verdadero Señor y Salvador puede una persona restaurar su relación con Dios y recibir el regalo de la vida eterna. (Romanos 1:16-18; 3:23; 6:23; 10:9-13; Efesios 2:8-9)

¡Nosotros creemos que la IGLESIA ES EL CUERPO DE CRISTO!

Jesus estableció la iglesia y existe para llevar a cabo el propósito de Dios en este mundo. Los creyentes están para invertir sus vidas en el trabajo de la iglesia y en la gran comisión. (Mateo 16:17-18;  Hechos 2:42; 1 Corintios 12:27)

¡Nosotros creemos que el BAUTISMO ES UNA SEÑAL DE OBEDIENCIA!

El Bautismo es solo para los que han creído en Jesucristo como su único y verdadero Salvador. Cada creyente tiene que ser sumergido en agua como un acto de obediencia y humildad. El bautismo simboliza la muerte, sepultura y resurrección de Jesús. También es una señal de la nueva vida que el creyente ha encontrado en Jesús. (Mateo 3:13-17; 28:18-20; Hechos 8:36-38; Romanos 6:3-4; Colosenses 2:12)

¡Nosotros creemos que la SANTA CENA SIMBOLIZA EL SACRIFICIO DE JESUS!

Los elementos de la Santa Cena representan el cuerpo y la sangre de Jesús. Esta ordenanza es solo para los que han aceptado a Jesús como su único salvador y se han bautizado.  También es una celebración de la comunión que experimentamos a través del nuevo pacto que el mismo Jesús estableció. (Lucas 22:14-23; 1 Corintios 11:23-26)

¡Nosotros creemos que EVANGELIZAR A LOS PERDIDOS ES LA RESPONSABILIDAD DE CADA CREYENTE!

Los creyentes están para compartir el mensaje del Evangelio con los perdidos. Empezando primero en nuestras comunidades; sin embargo, Jesús nos manda que llevemos el mensaje a todo el mundo. Por esa razón nosotros unimos nuestro esfuerzo con otros creyentes para asegurarnos de que las buenas nuevas se escuchen en todas las naciones. (Mateo 10:32; 28:18-20; Hechos 1:8; Romanos 1:16-17; Colosenses 1:6)

¡Nosotros creemos que cada SEGUIDOR DE JESUS ESTA EN EL CAMINO DE LA FORMACION ESPIRITUAL!

Los creyentes están en formación espiritual. Esto implica un proceso permanente de descubrimiento. Nosotros tenemos que disciplinarnos en aprender la verdad espiritual e integrarla a nuestro diario vivir. Este proceso nos lleva a nuestra transformación y nos ofrece una vida espiritual productiva. (Juan 3: 3, 7; 14:6; Romanos 8:28-30; 2 Corintios 3:17-18; Colosenses 3:1-10)

¡Nosotros creemos en el REGRESO DE JESUCRISTO!

En el tiempo perfecto de Dios y la manera perfecta de Dios, Jesús regresara  a este mundo para reinar. Su regreso será el cumplimiento y la consumación final de los propósitos del Reino de Dios. (Mateo 24:29-31; 1 Tesalonicenses 4:13-5:11; Apocalipsis 21:1-4; 22:1-16)